Joyas

Una pulsera de la reina Victoria Eugenia vendida por dos millones

fotopulsera

Poseer una joya es hoy en día un capricho al alcance de no muchas personas, pero si la joya fue, además, propiedad de algún personaje histórico, hablamos de que sólo son unos pocos los elegidos que pueden permitírselo.

No se sabe quién la compró

Es el caso de la pulsera de perla de concha que perteneció a la reina española Victoria Eugenia, y que en una subasta de Sotheby´s que tuvo lugar en Ginebra (Suiza) fue adquirida por algo más de dos millones de euros. Como casi siempre en estos casos, el comprador no quiso revelar su identidad.

La rareza de esta joya y su ilustre antigua propietaria ha hecho que el precio que se ha pagado haya batido un récord en pulseras de similares características. De hecho, prácticamente el comprador tuvo que pagar el doble del precio de salida en la subasta, fijado en 1,1 millones de euros.

Diseñada por Cartier

La pulsera, diseñada por Cartier,  se caracteriza porque combina de una forma muy delicada la perla de concha con el esmalte negro y los diamantes. Según los expertos, es una pieza muy poco habitual y de ahí el gran interés que suscita entre los más importantes coleccionistas de joyas.

Los más de dos millones de euros que se acaban de pagar por la pulsera que perteneció a la reina Victoria Eugenia confirman que el mercado de los objetos de lujo está en un gran momento, y las casas internacionales de subastas más importantes están haciendo su particular agosto, precisamente en una época de crisis mundial.