Otros articulos

Sorolla sigue batiendo récords con sus cuadros

fotosorolla

Uno de los primeros cuadros que Joaquín Sorolla pintó en exterior, “Pescadores valencianos”, acaba de ser vendido por 4,65 millones de euros en la sala de subastas londinense Sotheby’s. Los trabajos del pintor valenciano continúan batiendo récords en las últimas subastas y son muy apreciados tanto por acaudalados coleccionistas como por las principales pinacotecas del mundo, lo que evidencia que el arte no está en crisis.

Pintor muy cotizado

La obra, adquirida por una fundación europea, superó en la subasta su precio estimado, que se había situado entre 1,25 a 1,87 millones de euros y fue la estrella de una venta de 124 lotes de pintura europea de los siglos XIX y XX. El cuadro que Sorolla (1863-1923) pintó en la playa de su Valencia natal, en 1895, resultaría clave para su posterior reconocimiento internacional.

Un año antes, el pintor valenciano había creado “Vuelta a la pesca”, una pintura de gran formato que exhibió en el Salón de París de 1895 y fue adquirida después por el Museo de Luxemburgo. Actualmente se encuentra en el Museo d’Orsay de París.

Tras ese éxito, Sorolla mostró en la Exposición Internacional de Arte de Berlín, en 1896, “Pescadores valencianos”, uno de los primeros cuadros que pintaba en el exterior y que resultó galardonado por unanimidad con una medalla de oro.

La obra fue adquirida por la National Galerie de Berlín, en cuyas paredes colgó durante 34 años junto a obras de Manet, Renoir y Monet, entre otros, para pasar después a manos privadas.

Admirado en todo el mundo

Desde entonces, el lienzo, de 65 por 87 centímetros, ha sido incluido en diversas exposiciones en Europa y Estados Unidos, entre ellas la retrospectiva que dedicó al autor el Museo del Prado, en 2009.

El óleo rinde un homenaje al trabajo de los pescadores valencianos.