Joyas

Mauboussin y su increíble estrategia de marketing

Mauboussin es una marca francesa de alta joyería, claramente dirigida a un público muy conocedor y que además puede pagar sus impresionantes piezas. Simplemente podemos decir que es uno de los representantes más claros de lo que es la joyería de alta gama en el mundo. Pero el mundo es cada día más pequeño, y estar presentes en algunos sitios en particular, es una necesidad.

Japón es una de esas mecas para gran cantidad de firmas. El público japonés, a pesar de que también les ha llegado la crisis, es altamente consumista. El punto complicado, muchas veces, es cómo penetrar en ese mercado que tiene características tan especiales.

Pues a Mauboussin se le ha ocurrido una forma muy especial de hacer una entrada triunfal, regalando diamantes. Claro que se trata de diamantes pequeños, de sólo 0,1 kilates, y con un valor inferior a los 40 euros. La respuesta fue tan masiva como era de esperarse: un kilómetro y medio de cola para retirar el prometido diamante.

Lo que me parece especialmente sorprendente es la elección de esa estrategia para ese tipo de marca. La idea, desde mi punto de vista, hubiera sido dirigirse directamente al público que busca, o sea el de nivel más alto. Pero una estrategia tan masiva como ésta no es para nada habitual. Obviamente que mis conocimientos de marketing son muy limitados y si la elección fue ésta, debe tener un fundamento sólido.

Seguramente un país como Japón tiene características propias muy especiales, que son las que determinaron esta decisión.