Joyas

Las joyas de Elizabeth Taylor

Es por todos conocido que la famosa actriz norteamericana tiene una de las colecciones de joyas privadas más interesantes del mundo. Y cuando digo interesante, destaco que su colección no es ni por lejos de las más valiosas en términos monetarios, pero sí tiene algunas piezas especialmente buenas.

Tres de sus diamantes son muy conocidos. En primer lugar, mencionamos el diamante Krupp de 33.19 kilates. Su ex esposo, el también actor Richard Burton, le obsequió otro diamante muy interesante, que se conoce precisamente por el nombre de Taylor-Burton de 69.42 kilates. Inicialmente la idea era colocarlo en un anillo, pero su gran tamaño le hizo cambiar de plan y actualmente está en un collar. Otro de los regalos de Richard Burton, es un diamante amarillo, con una talla sumamente interesante, en forma de corazón.

Otra de las piedras favoritas de Elizabeth Taylor son las esmeraldas. Nuevamente Richard Burton ha hecho algunos aportes importantes a la colección. Cuando se comprometieron le regaló un broche con diamantes y esmeraldas, y posteriormente, para la boda, lo complementó con un hermosísimo collar de esmeraldas. Se dice que muchas de estas piedras pertenecieron a un noble ruso.

Pero tal vez el mejor regalo de Burton, y la pieza individualmente más interesante de la variada colección, es una enorme perla: La Perla Peregrina, otrora perteneciente a la familia Real Española.

Varios de sus numerosos esposos también le obsequiaron joyas muy especiales. En uno de sus compromisos recibió un anillo con un zafiro cabuchón. Para no quedarse atrás con la tendencia, pero personalizando un poco, otro de sus maridos le regaló unos aretes y un recordado collar de rubíes.

Igualmente… justo es señalar que no todo fueron obsequios, y ella ha adquirido numerosas joyas de primerísimo nivel.