Joyas

La familia Siku de Swarovski

Hay varias cosas que es imposible no destacar de la famosa marca. En primer lugar, la increíble maestría con que manejan el cristal. Pero algo muy importante también es el nivel de creatividad. Han llevado los cristales a decorar todo tipo de objetos, desde un techo a unos tacones. No debe haber casi nada que no pueda realizarse con una de sus piezas.

Pertenecer a la Swarovski Crystal Society (SCS) es algo ideal para los fanáticos de la firma. Entre otras cosas, permite acceder a las ediciones limitadas, lo que es una ventaja para nada menor.

Este año, una familia de osos, los Siku, son esa edición limitada. Simplemente maravillosos, pero destaco que en persona, son mucho más lindos aún. No hay modo de registrar en una foto la forma en que reflejan la luz.

Para la realización de estos osos se ha optado por el Crystal Moonlight, y solamente para los ojos el Cristal Jet.

Imagen: eccolocomunicaciones.blogspot.com