HotelesViajes

Expendedor de oro en el Emirates Palace Abu Dhabi

Cuando me explicaron de que se trataba, me llevó un rato largo entenderlo. Porque en realidad, yo entendía otra cosa. Si me dicen que hay un expendedor de oro en un hotel de súper lujo de un lugar tan lujoso, pienso que el vending es de oro, y que de ahí sacamos un refresco o un snack.

Me pareció tan ostentoso que no podía creer que se pensara en hacer un objeto tan grande de oro. Pero entendí mal.

Se trata de un vending, digamos que normal. La diferencia es que artículos son los que pueden adquirirse ahí. Y lo que compramos son lingotes o monedas de oro.

Claro que es una compra muy transparente, ya que el ordenador que tiene incorporado garantiza que los precios sean los del Gold-Super-Markt.de, exactos.

Imagino una compra de último momento, un capricho surgido luego de una discusión, que termina con un interesante regalo de un lingote de oro.

Imagen: news.yahoo.com