Hoteles

El nuevo Hotel Shangri-La de Lhasa, abrirá sus puertas el 17 de abril

Ciudad de Lhasa

Uno de los grupos de hoteles más lujosos del mundo, Sangri-La Hotels and Resorts, ha anunciado que su última construcción en la ciudad de Lhasa, en Tibet, abrirá sus puertas el día 17 de abril de este año 2014.

Este nuevo hotel se encontrará situado a una altura sobre el nivel del mar de 3.650 metros y no es una ubicación elegida al azar, ya que la ciudad de Lhasa es visitada año tras año por millones de turistas atraídos por la magia y religiosidad que desprende esta ciudad. No cabe duda que también influyen los impresionantes paisajes y la cantidad de monumentos declarados patrimonio mundial, como el Palacio de Potala y Norbulingka.

Además es importante la cercanía de la ciudad a los distintos medios de transporte, pues se encuentra a solo 40 minutos del aeropuerto y a 10 minutos de la estación de tren. Aunque se recomienda que el viaje se realice haciendo escalas para que el cuerpo se aclimate a la altitud y así no sufrir el mal de altura.

El Shangri-La Hotel será el primero en Lhasa con un salón de oxígeno

Este nuevo hotel de la cadena Shangri-La será el primero de la ciudad de Lhasa que cuente con un salón de oxígeno, muy habituales ahora en los hoteles de cinco estrellas. Por lo que después de un viaje largo y agotador, será una estupenda terapia para los turistas recién llegados, junto con los tratamientos de reflexología para relajarse y cargar las pilas para poder visitar todos los rincones espectaculares que ofrece esta ciudad.

El Hotel contará con 289 habitaciones, todas equipadas con los últimos avances tecnológicos y las mejores comodidades, algunas de ellas con vistas al Palacio de Potala. Construido en consonancia con la tradición del Himalaya, utilizando por ejemplo la piedra turquesa, elementos metálicos decorativos, tonos terrosos, azules profundos y verdes colores típicos tibetanos.

Calle de la ciudad de Lhasa

Alrededor del 10 % de los visitantes de la ciudad de Lhasa están encuadrados en la gama alta, pero no había hasta el momento un hotel en la ciudad que fuera considerado de auténtico lujo, por lo que la inauguración de Shangri-La Hotel viene a cubrir un hueco que muchos turistas estaban demandando.