Otros articulos

El lujo y las mascotas

La industria del lujo crece en todos los sentidos. Lo hace en forma cuantitativa, algo claramente demostrable con los números  y cuantitativa. Los números muestran que en un mundo en crisis, la única industria con un crecimiento franco y sostenido es la del lujo. Tal vez se deba en parte al enriquecimiento de sectores de países (destaco lo de sectores) que antes padecía situaciones de pobreza generalizadas. Dos ejemplos obvios son China e India. Un numero creciente de personas con mucho o muchísimo dinero están ávidas de consumir productos de lujo.

Es notorio en esa zona en la venta de autos de alta gama, por ejemplo en India, o la impresionante venta de diamantes en China.

Pero un nuevo rubro, cada día más fuerte está presente en la industria del lujo  y es el destinado a las mascotas. Toda clase de productos y servicios de lujo se hacen para perros y gatos.

Son muchas las firmas famosas que han lanzado collares para perros con un nivel de joyas para personas, por ejemplo. Pero también dentro de la alta costura hay diseñadores que lanzan líneas para perro, en complemento de las prendas de su dueña o no. Un ejemplo que recuerdo en este momento es el de Adolfo Dominguez, o también Gucci con sus bolsos y complementos para los clientes caninos.

Los hoteles de lujo para mascotas son cada vez más comunes. En ellos se puede disponer de spa, por ejemplo, o salas de relajación. Creo que el colmo en servicios de lujo para perros son las clases de yoga, bastante caras por cierto.

Absurdo.