JoyasRestaurantes

Ayala Bar: una interesantísima colección

Después de varios post hablando de excentricidades de dudoso valor estético, es un verdadero placer contaros de algo que sí tiene un gran valor estético: Ayala Bar. No estamos hablando de piezas de gran lujo con materiales carísimos ni nada de eso. Simplemente de cómo la verdadera creatividad y un enorme trabajo pueden lograr un conjunto de piezas tan parejas en su valor estético.

Muchas veces se asocia la joyería con frivolidad. Y en muchos casos no está mal, o al menos comparto esa idea. Por ejemplo, un bolso con diamantes que cuesta más de 250 mil dólares me parece algo frívolo, al menos desde mi punto de vista personal. Pero no es así en todos los casos ni mucho menos. Porque la joyería es una demostración de arte que puede tener una relevancia clave. Puede trasmitir hasta la cultura de un pueblo. La joyería étnica nos habla además de la estética, de la historia. Es el caso de Ayala Bar.

Esta empresa nació hace no demasiado tiempo, en un mercado de Tel Aviv. El explicable éxito que sus creaciones les trajo, provocó un rápido crecimiento. Hoy día han evolucionado y traspasado fronteras, si bien el trabajo aún lo realizan de un modo muy similar a la forma como lo hicieron inicialmente, según nos cuentan. Medio centenar de artesanos en Tel Aviv dedican su esfuerzo a las más de 250 piezas diferentes que lanzan por temporada.

Creo que lo que más me gusta de sus creaciones es el impecable uso de los colores. Los tonos y las combinaciones son simplemente perfectas. El minucioso cuidado en los detalles de diseño y de ejecución es más que obvio.

Altamente recomendable.